SDE / NOTICIAS

Igor Jauregi incide en el aprendizaje que supone primar lo colectivo sobre lo individual

El psicólogo del Eibar destaca que “lo que hace cada uno puede ayudar al grupo a superar una situación adversa”

Volver

30/03/2020 11:11

El responsable del departamento de psicología del Eibar, Igor Jauregi, destaca “el aprendizaje y la reflexión” que supone que, en la actual situación, se esté “primando lo colectivo sobre lo individual”.

En una entrevista con los canales oficial del Club, Jauregi ha subrayado que “esto es muy aplicable al fútbol y a cualquier equipo” y puede servir “para que nos concienciemos más si cabe de que lo que hace cada uno puede ayudar al grupo, al equipo, a superar una situación adversa”.

“Estamos viendo cómo se está primando lo colectivo sobre lo individual, cómo la generosidad, la solidaridad y el trabajo en equipo es lo que está haciendo que se pueda ir superando esta situación”.

 A juicio del psicólogo del Eibar, ex jugador del equipo armero a finales de los 90, “los dos aspectos que más importancia van a adquirir son la tolerancia a la frustración y el afrontamiento de la adversidad. Son dos de los factores que mejor predicen el éxito en un deportista y esta situación es una oportunidad para poder trabajarlos”.

En relación a las pautas de los jugadores en el aspecto psicológico, ha dicho que “son momentos en los que todos vamos a requerir un esfuerzo cognitivo, emocional y psicológico grande para poder adaptarnos a esta situación, que es excepcional para todos”.

“Habrá que incidir en una escucha de las necesidades que cada jugador pueda tener a nivel emocional y psicológico. Son momentos de incertidumbre, miedos, aburrimiento, tristeza o irritabilidad, por lo que es importante atender esa demanda y que pueda haber un desahogo emocional”.

“En situaciones como ésta, en las que podemos experimentar sensaciones desagradables, poder compartirlo atenúa la intensidad de estas sensaciones. Es importante que cada jugador pueda tener unas vías por las que poder compartir cómo se siente. Los que conviven con sus familias tienen esa posibilidad. Los que están alejados de la familia y  n soledad, se trata de que puedan obtener una comunicación con sus familiares y compañeros”.

“Aunque los jugadores no se puedan reunir, es importante que mantengan los canales de comunicación a través de las tecnologías de que disponemos, sea a través de grupos de teléfono en los que compartir estados de ánimo y sus experiencias con ese ingrediente de humor que suele estar presente en los grupos o con las reuniones semanales de videoconferencia con las que tratar de compartir cómo va cada uno con sus programas de trabajo”.

En relación a lo que ocurrirá una vez que concluya el confinamiento y se pueda volver al ritmo de entrenamientos, ha manifestado que “es esperable que la adaptación a la rutina habitual de entrenamientos y competición sea rápida y agradable”.

“De lo malo a lo bueno se pasa rápidamente y después de este tiempo creo que se valorará aún más. De la salud nos acordamos cuando nos falta, cuando volvamos a los entrenamientos se valorará la suerte que es poder juntarse para entrenar y competir, creo que todo el mundo lo va a coger con muchas ganas”.